Estamos apañados con nuestro pasado y nuestro presente político

Habemus Gobierno... 319 días despuésHabemus Gobierno... 319 días después

Después de semanas oyendo hablar a excargos del Partido Popular de la Comunitat Valenciana de presunción de inocencia y pronunciando frases esquivas, que pretenden generalizar la corrupción a la totalidad de partidos y cada político que toca poder, ahora resulta que el PP de Valencia es imputado por el juez que investiga la pieza separada de Imelsa, encaminada a dilucidar un presunto blanqueo de capitales, orquestado por los cerebros de la sede de la calle Quart.

¿Qué va a decir Rita Barberá ahora? Entendemos que lo mismo que hasta ahora. No sabía nada de lo que allí estaba ocurriendo y, sin pisarse en exceso los nudillos, dejará caer que nada de eso ha pasado y, si ha pasado, explicitará que jamás ocurrió bajo su supervisión y, mucho menos, de manera orquestada, siendo ella portadora de la batuta de los billetes de quinientos. A pesar de ello, creemos que debería aceptar la propuesta del juez y declarar voluntariamente, aunque la voluntariedad escasee en el momento que uno se somete a la recomendación de un magistrado, acerca de todo lo que ella conozca. También es cierto que de poco le va a servir, teniendo en cuenta que permitiendo el sistema judicial español mentir en favor de su defensa y que, por tanto, la excitada opinión pública, inmersa en el circo mediático de los tribunales, no se va a conformar, a no ser que doña Rita se confiese culpable hasta del toro que mató a Manolete.

No contentos con este despropósito, vox pópuli hasta hace escasos capítulos pero sin acciones judiciales que abrieran la veda, ahora resulta que los 7.200 euros que gastó el alcalde de Valencia Joan Ribó, para reunirse con otros alcaldes y alcaldesas “del cambio”, con una finalidad claramente partidista, están bien gastados, según el protagonista del chiste. Una broma forjada en una foto, en realidad unas cuantas, que quedará para nuestros nietos como la instantánea más cara de la historia.

Lo que más choca del asunto es que el primer edil ha indicado este lunes que al viaje que varios primeros ediles realizaron a Galicia para participar en el encuentro de ‘Alcaldes por el Cambio’ cada uno de ellos “llegó a su manera” y que los gastos se cargaron como cada uno creyó “conveniente” según la función que desempeñó en esa reunión. Asimismo, ha insistido en que él está “muy tranquilo” y en que actuó siguiendo una “práctica totalmente normal”.

Señor Ribó: ¿Está normalizando usted las malas prácticas que ha criticado en innumerables ocasiones y las cuales ha alardeado desmontar a través del RitaLeaks?

Be the first to comment on "Estamos apañados con nuestro pasado y nuestro presente político"

Leave a comment

Your email address will not be published.

*