De la Rosa: “Montecarlo, el circuito más difícil”

wpid-de-la-rosa-circuito-montecarlo-630x300.jpg
“Para mí, los dos circuitos más difíciles del Mundial son Mónaco y Singapur”, comenta Pedro de la Rosa, probador de la Scuderia Ferrari, a Ferrari.com cuando se le pregunta por Montecarlo. No hay margen de error, se debe conducir siempre al límite y rozar todos los muros y barreras, sin perder nunca la concentración. Tal vez se trate, por ello, de una carrera que todos los pilotos respetan y admiran, porque aquí, quizás más que en otros circuitos, la aportación del piloto es fundamental. No es menos importante, sin embargo, el factor mecánico. Las suspensiones, así como la caja de cambios, se someten a mucha presión y se busca el máximo nivel de subviraje para poder afrontar mejor las numerosas curvas lentas del trazado.
“Este año será muy interesante ver cómo afrontan los pilotos la horquilla de Loews”, continua Pedro. “Porque, con una marcha más, tendrán que ver si tomarla en primera (marcha) o si se podrá usar la segunda y tener así una mejor velocidad de salida”. La experiencia, por otro lado, juega siempre un papel clave en Mónaco. “Es un circuito fantástico”, prosigue Pedro. “Pero es fácil para un piloto caer en un error, con lo que hay que estar muy atento y tener mucho cuidado de no dañar el coche, manteniéndose alejado de los muros, hacer una vuelta de clasificación perfecta y una carrera sin errores”.