Los pactos dan para muchas fotos

wpid-jesus-montesinos.jpg

El espectáculo político está dividido en tres grandes actos:

1.- Destronar al PP.

El cordón sanitario en torno al PP ha hecho efecto. Lo que queda concluirá con la derrota de Mariano Rajoy en las próximas generales y la decadencia de una marca. Los poderes fácticos han conseguido su objetivo.

El Partido Popular, por su cuenta, ha hecho hasta lo imposible por demostrar ser merecedor de este castigo político. Y entre corruptelas y los graves errores de gestión ellos mismos se han inmolado. Al fin y al cabo las elecciones e pierden, no se ganan.

Y como continúan sin enterarse de lo que ha está pasando están bregando por repartirse unas migajas. Como Rajoy, Cospedal, Floriano, Santamaria y demás no quisieron atender la alarma de las europeas porque solo miraban salvar las generales, ahora lo perderán todo.

En la Comunidad Valenciana se han encontrado con que sus votos han ido hacia Compromís y Ciudadanos, con lo que bastaría con quedarse en la puerta de casa a ver pasar el cadáver de tu enemigo. Pero ni de eso van a ser capaces.

2.- Pactos para una foto

Derrotado el PPCV hay que repartirse el botín entre los vencedores. Y ahí empiezan las complicaciones. ¿Quién pacta con quién y cómo se reparte el poder?

La realidad virtual dibujada en la guerra contra el PPCV se resquebraja cuando llega la realidad auténtica del reparto del poder. El buenismo desaparece. Y hasta la SER se permite criticar a todos sus aliados políticos por el juego trilero. Pero a ellos les da lo mismo. Es mucho lo que se juegan en la Comunidad Valenciana. No en vano la nueva temporada de Juego de Tronos se rodará en Peñíscola.

Todo es postureo porque repartirse el poder es divertido y tiene mucha foto. Pero gobernar es más amargo.

Además partidos como Compromís o Ciudadanos necesitan cuota de poder para asegurar los votos prestados. Por eso los celos y desamores de Punset/Rivera con el PSPV/PSOE por sus pactos con Joan Ribó o la ambición desmedida de Mónica Oltra para ser presidenta a cualquier precio.

¿Y por cuál de sus dos almas eternas optará el PSPV (maximalismos/posibilismos)? ¿Asumirá apoyarse en el PPCV que es su contrincante o jugar con su enemigo que es Podemos? Depende del momento de la foto.

¿Pero alguien se está planteando qué harán cuando hayan pactado el reparto de sillones? Cierto que el PPCV llegó al poder con el Pacto del Pollo, con Unión Valenciana, pero estos eran solo un rémora del tiburón.

3.- Gobernar

Y ese es el gran tema. ¿Cómo se gobierna la Comunidad Valenciana? ¿Y los ayuntamientos? Hasta ahora todo era descalificar los gobiernos del PPCV y alardear de soluciones a lo Papa Francisco. Pero ahora hay que ponerse a la faena. ¿Cómo convertir propuestas virtuales en decisiones de Gobierno?

El futuro alcalde de Valencia por Compromis, Joan Ribo, va y dice que ira a trabajar en bicicleta. ¡Que bonito!! ¡¡Un buen gesto! Pero yo pago mis impuestos para que el alcalde gestione eficazmente los casi 750 millones de euros de presupuesto. Si va en coche o en bicicleta es solo postureo.

¿Cómo se come eso de cambio en el modelo productivo que firmaron Puig, Oltra y Montiel? ¿Van a cambiar por decreto el perfil de los turistas que vienen a Alicante? ¿Van a eliminar de un plumazo el tercio de frutales de clemenules que sobran en La Plana? ¿Van a derruir los miles de apartamentos sin vender que hay en la costa? ¿Qué es eso de un Plan contra la pobreza? ¿Van a sacar a la luz la economía sumergida o cambiar la educación que son la clave de esa pobreza? ¿O solo la paliarán con la beneficencia?

En Castellón Ciudadanos ya daba por seguro tener la concejalía de Urbanismo (así lo querían sus patrocinadores) con el PP de Alfonso Bataller. Pero ahora es una patata caliente que está en el aire con el PGOU abierto en canal. ¿Será un concejal del PSOE de Amparo Marco? ¿O uno de Enric Nomdedeu (Compromis) por su mayor conocimiento del tema? ¿Va a continuar la ciudad paralizada?

Y así miles de decisiones. Porque una cosa es destrozar al PPCV. Otra son las fotos. Y otra ponerse a gobernar y tomar decisiones que a mucha gente no les van a gustar.

Jesús Montesinos

Be the first to comment on "Los pactos dan para muchas fotos"

Leave a comment

Your email address will not be published.

*